Habilidades de pensamiento: la argumentación


La argumentación es el proceso de justificación de nuestras ideas o acciones ante los demás o ante uno mismo. Es un acto de defensa o fundamento, y se distingue positivamente de la imposición de nuestros valores o puntos de vista que se hace mediante el grito, la violencia o el chantaje.

La argumentación tiene un objetivo esencial: lograr el acuerdo sobre la base de la razón común, de la razón intersubjetiva, siempre abierta a la crítica.

Argumentamos para distinguir la responsabilidad, para reunir votos, para apoyar nuestras propuestas, para justificar nuestra conducta o para que otro siga nuestro consejo.

Un argumento es un conjunto de enunciados utilizados en un encadenamiento racional. En este conjunto unos enunciados (las premisas) apoyan a otro (la conclusión). Si está bien construido, la verdad de las premisas determina la verdad de la conclusión. «Habida cuenta», se entiende, de lo que sostienen las premisas, «se deduce», «por tanto» o «por consiguiente», la conclusión.

Comentarios

  1. Argumentar significa defender una idea o una opinión aportando un conjunto de razones que justifiquen nuestra postura.
    La argumentación tiene una gran importancia en la vida social. Utilizamos la argumentación para justificar nuestros pensamientos o nuestros comportamientos, para persuadir a los demás de nuestros puntos de vista, para influir sobre el comportamiento de los otros, como base para la toma de decisiones... De hecho, ámbitos de tanta importancia social como la política o la administración de justicia se basan en la argumentación.
    La capacidad para argumentar correctamente suele ir emparejada con la capacidad de influir sobre las personas y es un reflejo de la organización del pensamiento.
    Incluso en nuestro día a día utilizamos constantemente la argumentación; por ejemplo, cuando quieres llegar más tarde a tu casa y le dices a tus padres “Si no me vuelvo a esa hora tendré que venirme sola” Lo más importante es que el argumento el cual has utilizado este bien fundamentado o si no serás tú el persuadido: “Irá papá a recogerte”

    María José López García 1ºA

    ResponderEliminar
  2. Argumentar consiste en aportar razones para defender una opinión y convencer así a un receptor para que piense de una determinada forma.
    La argumentación se utiliza normalmente para desarrollar temas que se prestan a controversia, y su objetivo fundamental es ofrecer una información lo más completa posible, a la vez que intentar persuadir al lector u oyente mediante un razonamiento.

    Es necesario explicar y defender nuestras propias conclusiones, asimismo es necesario que las personas puedan formar sus propias opiniones con base en razones y pruebas.
    Utilizamos la argumentación en numerosos ámbitos, en el colegio, en nuestro día a día... Por ejemplo, “ Deja de fumar, te vas a destrozar los pulmones”. En este caso, se expresa un petición argumentándola (el tabaco perjudica los pulmones, y por lo tanto, tu salud) para así justificar la conclusión a la que se quiere llegar: No hay que fumar.


    Rosa Alonso, 1ºA

    ResponderEliminar
  3. La argumentación es un diálogo en el que se presenta una información con numerosos datos que se toman como ciertos y que trata de convencer o influir a un sujeto. Lo que se trata es de defender una opinión a base de razones (independientemente ciertas o no).Todo esto es posible gracias al argumento, que debe ser lo más completo posible para tratar de convencer al sujeto.

    Toda argumentación debe basarse en una idea que debe ser defendida mediante nuestras explicaciones basándonos en los conocimientos que tenemos. También es importante demostrar la falsedad de las ideas contrarias y por último terminar con una conclusión.
    La conclusión es una reflexión que se hace desde todos los puntos de vista para llegar al objetivo, que consiste en reforzar nuestra argumentación. Debe de estar bien expresada.
    Un ejemplo podría ser: La crisis afecta a las empresas. Como les afecta, no pueden subir los salarios a los trabajadores. La argumentación sería explicarle a los trabajadores que la empresa no gana el suficiente dinero como para que ellos puedan tener un aumento o puedan contratar más personal.

    ELENA CANTARERO LOZANO, ALEXANDRA GARCÍA RENGIFO 1ºBACH

    ResponderEliminar
  4. Un argumento sirve para sostener una opinión o una idea. Cuando damos los argumentos aportamos razones para justificar nuestra opinión, nuestro comportamiento o lo que en ese momento queramos defender . En él exponemos las ideas que tratamos de transmitir, tiene un comienzo, un desarrollo y una conclusión. Las razones que damos tienen como objetivo que el que nos esta escuchando nos entienda y con los argumentos que damos lo que pretendemos es convencerlos .

    ANTONIO JOSE MOYA CAMPOS 1 Bach A

    ResponderEliminar

Publicar un comentario